Hola otra vez, a ver si por fin pillo ritmo y sigo con estás crónicas